lunes, 13 de mayo de 2013

Hay personas que...


Yo antes pensaba que los amigos que tenía iban a estar ahí siempre, y cuando digo siempre es SIEMPRE, toda la vida, que íbamos a ser viejecitos e íbamos a descubrir cada arruga de la cara del otro.

Un día una persona me dijo:

- Los amigos cambian. Muchos te acabaran decepcionando, y otros se irán alejando sin saber por qué. Al final los que siguen ahí, son la familia (la de sangre y no la otra).

Yo me negué en rotundo a creer algo así (que yo me crie viendo Friends, joder) para mí esas personas eran lo más importante que tenía en esos momentos, y me resultaba imposible creer que algo así pudiera pasar. Pero pasó.
Algunos vuelven a tu vida, aunque con menos intensidad, otros lo intentan, pero al final no lo consiguen, y a otros los pierdes sin más.

Y es que llega un momento en el que tu vida cambia, y los caminos que seguías junto a otras personas se separan y a muchos los vas perdiendo por el camino, aunque también es cierto, que a otros los ganas, y muy pocos se quedan. Y cuando miro atrás y me acuerdo de aquellas personas que ya no están, me vienen cantidad de recuerdos a la cabeza, y sobre todo muchísimas risas. 

Pero es verdad, la gente cambia, y yo también he cambiado, he cambiado mucho. Y sé que van a pasar muchas personas por mi vida, y también he aprendido que se acabaran quedando pocas, y que por fuerte que creas que es algo, puede que un día todo cambie, o también puede que no.

Por eso lo mejor es dejar que las cosas simplemente pasen si tienen que pasar, que jamás te niegues a hacer algo que quieres porque otros no lo crean posible, no te apoyen, o les dé rabia que tú puedas y ellos no, y aquí ya no estoy hablando de amistades, estoy hablando de lo que yo llamo personas tóxicas, que haberlas hailas.
Así que aprende a diferenciarlas… porque hay otras que son muy especiales, hay otras que tienes que tener cerca, y a veces el miedo a que te decepcionen (las experiencias pasadas es lo que tienen) las aleja de tu lado cuando deberían ir de la mano.
Que cada vez cuesta más encontrarlas, pero cuando aparecen te alegran la vida. Y yo sé qué personas especiales hay en mi vida, y aunque a veces les suelte la mano por miedo, son de las que vienen y te la vuelven a coger, y no necesitan oír un Stand by me para saber que las quieres ahí.



24 comentarios:

  1. Esa frase es muy mítica, aunque es demasiado general. Supongo que todo recae en la importancia que se le da a según qué lazos. Pero estoy totalmente de acuerdo, todos cambiamos, y las relaciones también. He perdido amistades que creía inquebrantables, pero han perdurado otras que ahora son especiales.

    Tan sólo recuerda esto: Un día puede ser suficiente para simpatizar con alguien; pero para todo lo demás, nunca hay suficiente tiempo.

    Hay que preocuparse por lo que uno tiene, y no por lo que tuvo o pueda tener.

    ¡Encantado de comentarte por estos lares!

    Besos :D

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si ya lo dicen Carpe Diem, hay que saber disfrutar del aquí y ahora :)
      Me ha gustado mucho esa frase de "Un día puede ser suficiente para simpatizar con alguien; pero para todo lo demás, nunca hay suficiente tiempo" y lleva razón.

      Eliminar
    2. Pues es de cosecha propia ;-)

      Eliminar
  2. Por partes:
    - Los amigos cambian, sí, pero eso no los hace menos importantes. Hay algunos - pocos - que permanecen, ya dice Risto que "Sé que al menos un amigo te va a traicionar, otro será traicionado por ti, y que te pongas como te pongas, los que no hayas hecho antes de los treinta, ya jamás pasaran de buenos conocidos. Cuenta sólo con los tres principales, porque a partir de ahí, todo es mentira". A algunos, a los que nos une quizás sólo el ambiente, les necesitamos en momentos determinados porque nos ayudan a formarnos como personas, pero tenemos que asumir que las cosas cambian y cada uno va haciendo su vida independiente. También me has recordado, no sé por qué, a este texto de Dawson Crece (sí, hoy estoy de poner textos) :
    Antes tenía miedo de muchas cosas, de no madurar nunca, de quedarme atrapada en el mismo sitio eternamente, de que mis sueños estuviesen fuera de mi alcance... es verdad lo que dicen, el tiempo te juega malas pasadas, un día estás soñando y al día siguiente tu sueño se ha hecho realidad. Y ahora que esa niña temerosa ha dejado de seguirme a todas partes a donde voy, la echo de menos, es verdad. Hay cosas que quiero decirle, que se relaje, que sea menos seria, que todo va a salir bien. Quiero que sepa que conocer gente a la que le gustes, gente que te comprenda y que te acepte como eres, se convertirá cada vez en algo más esporádico. Jen, Jack, Audrey, Andy, Pacey y Dawson son personas que me han ayudado a ser quien soy y los llevaré en mi corazón a dónde vaya. Y aunque la historia se escribe añadiendo pequeños cambios cada día, mi amor por ellos sigue creciendo, porque la verdad es que fue una época maravillosa. Se cometieron errores, se rompieron corazones y se aprendieron duras lecciones, pero eso ya forma parte del recuerdo. ¿Cómo es eso posible? ¿Y por qué nos es tan fácil olvidar lo malo e idealizar lo bueno? Tal vez sea porque queremos creer que el tiempo que pasamos juntos mereció realmente la pena y porque nos ayudamos en un momento decisivo en nuestra vidas, un momento que nunca olvidaremos. No me atrevería a jurar que fue así exactamente como pasó, pero así es como yo lo sentí.
    - Por último, es ode que la familia de sangre siempre está ahí también es una mentira con todas las letras.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Justo estaba pensando en esa frase de Risto mientras lo escribía.
      Y el texto de Dawson muy bueno, no sólo crecí con 'Friends' jaja también veía Dawson con su BSO.

      Lo de la familia de sangre sé que es una mentira, porque como en todo, dependerá de la familia... Pero es cierto que me lo dijeron, hace ya muuuchos años, cuando yo a penas había vivido decepciones.
      Un beso!

      Eliminar
  3. No todos se quedan, pero hay algunos que sí lo hacen, y con ellos podremos llegar a vivir los momentos más increíbles que podamos imaginar. Un besazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Exacto, y al fin y al cabo, los que se quedan son los que lo valen, no?
      Un besete!

      Eliminar
  4. Yo tengo los mismos amigos que en el insti, a veces nos vemos menos otras más pero yo creo que siempre estarán ahí, además con las tecnologías si la distancia es un problema nos echamos un skype ^^
    Luego hay otros que si que es verdad que ya no están y tal, pero creo que los especiales de verdad se quedan.
    Tomate

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo del instituto conservo a 2 amigos nada más, al resto quizás los veo de vez en cuando o hablo algo con ellos por facebook o whatsapp, pero poco más... es una pena, pero es lo que hay. De todos modos tampoco me quejo con lo que tengo ahora, sólo que a veces se echa de menos a otras personas.
      Un besito!

      Eliminar
  5. Aprender que la gente viene y va en la vida es lo más jodido que me ha tocado asimilar en años. Pero hay que hacerlo. Aceptarlo es parte de la vida. Ocurre sin más, sin que quieras y sin que puedas hacer nada...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mí me costó mi tiempo aprenderlo, y más aún aceptarlo, de hecho creo que aún no lo he hecho por mucho que piense que sí. Pero así es la vida, no? o las personas.
      Besos!

      Eliminar
  6. Me gustaría decirte que eso que has escrito no es cierto, pero es real como la vida misma, por fortuna o por desgracia. Amigos, lo que se dice amigos, pues realmente siempre te sobrarán los dedos de la mano para contarlos. Después está la categoría de colegas, después gente maja, y así... Por otro lado, eso de que no puedas hacer amigos de verdad después de los 30, puessss, no estoy muy de acuerdo. Precisamente si vamos evolucionando y cambiando, eso no quiere decir que no puedas conocer a gente que valga la pena con posterioridad a los treinta... (la gente se pone muy dramática con los números redondos). Otra cosa es que haya poca gente que valga verdaderamente la pena, pero no hay nada imposible.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo de los 30 lo dice Risto porque igual le ha pasado, pero nunca se sabe... Yo no puedo aportar mi opinión en eso porque aún no he llegado a la treintena (y que tarde por Dios jaja).
      A mí también me gustaría poder decir que me lo he inventado porque sí, pero no, una pena.
      Un beso!

      Eliminar
    2. yo acabo de llegar a la treinte, y la verdad es que no noto mucha diferencia con los 29 xD

      Eliminar
    3. Mis treinta serán así http://www.youtube.com/watch?v=fdfFdC9oH_I jajaja
      Ya echaras de menos los veintitantos :p (soy una gran motivadora, lo sé jaja).

      Eliminar
    4. JAJAJAJAJAJAJAJA habla cucurucho que no te escucho habla cucurucho que no te escucho :P

      Eliminar
  7. Hola Pecas!!! tienes razón... las amistades van y vienen y confieso yo yo también he sido de esos que llegado un momento desaparecen para siempre. Supongo que son momentos, etapas de la vida y eso es asi de simple y contundente.
    yo también me crié viendo Friends y deseaba tener un grupo de amigos igual pero esa no es la realidad.
    Me quedo por aquí para leerte más a menudo.
    Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Encantada de que te quedes :)
      Ya, la realidad nunca está en las series o películas, pero no deja de ser triste que sea así. Y sí, yo también creo que está muy relacionado con las etapas de la vida, pero si algunos se quedan por algo será...
      Besos!

      Eliminar
  8. JAJAJAJAJA qué jodía. Habla cucurucho que no te escucho, habla cucurucho que no te escucho :P Los 30 son los nuevos veinte, hazme caso xD

    ResponderEliminar
  9. Me siento muy identificada siempre con todo lo que escribes y es que tienes toda la razón joé! xD todo avanza y todo cambia, es mi conclusión.
    También me quedo con lo de diferenciar a las personas que valen de las tóxicas, a veces se es muy inocente pero te acabas dando cuenta de las cosas. :)
    Pasa buen finde! un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A veces no es tan fácil diferenciar a unas de otras, pero al final siempre acaba saliendo la verdad a la luz.
      Un beso!

      Eliminar
  10. Llevo meses con esta idea en la cabeza haciendo run-run, justo hoy (después de meses sin bloggear) he escrito algo al respecto! Las personas tóxicas existen, lo importante es darse cuenta, aunque cueste...
    un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y aunque digan que de la experiencia se aprende, a veces aprender no es lo mismo que entender, por eso no cuesta tanto.
      Un besito!

      Eliminar